Mantenimiento de una moto: La batería

A la hora de realizar el mantenimiento de una moto muchas veces olvidamos la batería.

Sin lugar a dudas, como motero, el mayor placer que se puede experimentar es girar la llave en el contacto y pulsar el botón de encendido de nuestra moto. Escuchas el ronroneo del motor y sabes que todo va bien. Solo debes preocuparte de retorcer la empuñadura del acelerador y hacer kilómetros.

Pero claro, de vez en cuando, entre nuestros sueños se cuela alguna pesadilla. Una de las peores es cuando pulsas el botón de arranque y las luces del cuadro se apagan. Acompañadas de un clic, clic, clic

Es cuando recordamos que cada vez que realizamos el mantenimiento de una moto nos solemos saltar un paso. La puesta a punto de la moto no se limita solo a engrasar la cadena o pasar el paño por el tubo de escape y limpiar los cromados. Debemos prestar atención a otros elementos, como por ejemplo la batería.

La batería es a quien debemos agradecer no tener que arrancar la moto todas las mañanas dejándonos caer por una cuesta.

Cómo cuidar nuestra batería

Es difícil precisar una fecha de caducidad para la batería de una moto. Todo va a depender del uso que hagamos de nuestra motocicleta. La vida de la batería será mucho menor si solo usamos la moto para ir y volver del trabajo, ubicado a cinco minutos andando, que si realizamos diariamente una ruta de media hora continuada a un régimen alto. Esto va a favorecer que el alternador provea a la batería de una buena dosis de carga. No obstante, si tuviésemos que definir un periodo estándar para realizar la sustitución, podríamos estar hablando de un máximo de cuatro años. Este suele ser el límite de tiempo en el que nuestra batería funciona a pleno rendimiento.

Cuando revisemos nuestra moto deberemos comprobar el nivel de electrolíto y dado el caso, rellenarlo con agua destilada. Siempre y cuando la batería lo permita. En el caso de que nuestra batería venga sellada, lo único que nos queda es estar atentos a las señales:

  • Dificultad de arranque. Especialmente a primera hora de la mañana
  • Baja intensidad de las luces durante la puesta en marcha.

En todo caso, sea cual sea la batería, lo ideal es proteger los bornes de la humedad y quitar la suciedad que puedan tener con un multiusos como WD-40. Protegeremos del óxido y la corrosión y evitaremos que se sulfaten. Podemos usar WD-40 ya que es dieléctrico y además previene de cortocircuitos.

mantenimiento de una moto bateria

Por último, sustituir la batería es de esas tareas que podemos realizar nosotros mismos sin pasar por el taller. Recordando, eso sí, quitar primero el polo negativo -negro- y luego el positivo -rojo- para, en la nueva batería, conectar primero el positivo y luego el negativo.

Te recomendamos estos vídeos de YouTube sobre cómo mantener tu moto siempre a punto.

Comments are closed.